03 de junio de 2014. Oligopolio controla mercado de granos, señala titular de Agricultura de Sinaloa

el .

CAMPESINOS03

El secretario de Agricultura de Sinaloa, Juan Guerra Ochoa, propuso crear un organismo que regule el mercado agropecuario para evitar abusos de empresas agroindustriales y otros intermediarios. Campesinos separan frijoles de sus vainas en el noroeste de Zacatecas.

Propone crear órgano autónomo que impida abusos de empresas mexicanas y trasnacionales. Las reglas implantadas desde el gobierno de Carlos Salinas privilegian a intermediarios a costa de los productores, afirma.

Está en manos de Cargill 40% de los alimentos que consume el país.

Culiacán, Sin., El mercado de granos, especialmente maíz y frijol, está controlado por unas cuantas empresas nacionales y trasnacionales que manipulan precios de insumos y cosechas, advirtió Juan Guerra Ochoa, secretario estatal de Agricultura, Pesca y Alimentación, quien propuso la creación de una Cofetel (Comisión Federal de Telecomunicaciones) del agro para acabar con el dominio de estas firmas en el campo.

El funcionario señaló que los problemas de precios y comercialización del frijol, el maíz y otros cultivos van a continuar si no cambian las reglas del juego. Desde Luis Téllez (quien fue subsecretario de Agricultura durante el sexenio de Carlos Salinas de Gortari) se hicieron reglas para que ganaran los grandes intermediarios y perdiera el productor agrícola. Es más fuerte el oligopolio aquí que en telecomunicaciones y no es fácil enfrentarlo, hay muchos intereses, expresó.

Guerra Ochoa, único funcionario perredista de primer nivel en el gobierno de Mario López Valdez, manifestó: El productor malbarata sus cosechas porque se desespera, porque tiene pocas opciones y debe pagar créditos y otras deudas. Nadie sanciona las prácticas monopólicas de estas firmas, expuso.

Estas empresas, agregó, se coluden para imponer los precios de las cosechas. Por ejemplo, pagaron el kilogramo de frijol a cinco pesos en Zacatecas, cuando en Estados Unidos fue de entre 12 y 13, y cuando hay mejor cosecha, más abusan. Los compradores llegan a negarse a pagar y nadie puede obligarlos.

En cuanto al maíz, explicó que la semilla en Sinaloa cuesta tres veces más que en Estados Unidos y la siembra de una hectárea del cereal cuesta aproximadamente 300 dólares, mientras en otras regiones el importe fluctúa entre 100 y 130.

El secretario consideró bajísimo el precio del maíz pactado con el gobierno federal (3 mil 70 pesos la tonelada). En 2013 fue de 3 mil 370 pesos.

Explicó que la caída del precio orilla a los agricultores a pedir a las autoridades políticas de compensación de precios. Los maiceros, por ejemplo, exigen que el precio por tonelada sea de al menos 3 mil 800 pesos.

Se necesita una reforma radical, instaurar los créditos prendario y de avío, modificar la Ley Federal de Competencia para que haya una Cofetel en el campo, y evitar el control que ejercen las empresas sobre precios e insumos. Asimismo, bajar los costos de producción y poner en marcha reglas que no dañen a productores y consumidores, propuso.

Juan Guerra Ochoa lamentó que el kilo de frijol se vendiera entre nueve y 12 pesos por la desesperación de los agricultores y los abusos de los coyotes. Ahora se vende a entre 14 y16 pesos.

Mencionó que DuPont y Monsanto acaparan entre 90 y 95 por ciento del mercado de semillas de maíz, y la comercialización de granos está controlada por Minsa, Cargill y Maseca.

Por separado, Alonso Campos, líder del Movimiento Agrícola Sinaloense y presidente del Consejo Estatal del Maíz, advirtió que Cargill controla alrededor de 40 por ciento de los alimentos que se consumen en México.

Ellos son los que ganan porque dominan el sector. Los productores corren el riesgo y se quedan con la menor parte, aseguró. Los agricultores han protestado en Culiacán y en la ciudad de México para exigir la intervención del gobierno federal y castigo a quienes especulan con las necesidades de los campesinos.

Fuente:
Periódico La Jornada, 03 de junio 2014.

Tags: Nacional Frijol Productores Cosecha

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar